Rofomex es una de las empresas involucradas en uno de los fraudes más grandes en la historia de México: el caso Lozoya-Pemex.

Roca Fosfórica Mexicana (Rofomex), compañía extractora de fosfatos ubicada en San Juan de la Costa, al sur de Baja California Sur (BCS), forma parte de Grupo Fertinal, empresa mediante la cual presuntamente se realizaron triangulaciones de recursos públicos provenientes de Petróleos Mexicanos (Pemex), paraestatal dirigida en ese momento, 2015, por Emilio Lozoya Austin, cuya detención en Málaga, España, fue confirmada la mañana de este miércoles 12 de febrero por la Fiscalía General de la República (FGR).

Emilio Lozoya era perseguido por la Interpol tras acusaciones de empresarios de la constructora brasileña Odebrecht por haber solicitado y recibido 10 millones dólares en sobornos para asegurar contratos en México, como parte del mundialmente conocido Caso Odebrecht: investigación iniciada por el Departamento de Justicia de Estados Unidos y 10 países de América Latina.

Pero el Gobierno de México también busca a Lozoya Austin, en este caso por fraude: construía empresas offshore en casi todas las subsidiarias de Grupo Fertinal para después realizar negocios simulados con dinero de Pemex, evadiendo así responsabilidades administrativas y penales. Grupo Fertinal está implicado en la trama de 51 empresas offshore mexicanas y extranjeras, que Pemex poseía al cierre del sexenio de Enrique Peña Nieto, mediante las cuales se realizaron “inversiones” que causaron pérdidas por al menos 619.8 millones de dólares, lo que es igual a 11 mil 776.2 millones de pesos.

“El 22 de diciembre de 2015, a fin de financiar la adquisición de Grupo Fertinal, se firmaron los contratos de apertura de crédito simple para la adquisición y el de refinanciamiento de la deuda de Fertinal, en su conjunto por un monto de hasta 635 millones de dólares otorgados por Bancomext, Nafin y Banco Azteca”, refiere un documento oficial del Gobierno de México.

Emilio Lozoya Austin

Lozoya Austin fue nombrado por el expresidente  Enrique Peña Nieto y dejó la dirección de Pemex en febrero de 2016 con la mayor pérdida financiera en su historia, la menor producción de crudo en 25 años, una caída de 48 por ciento en ingresos por exportación petrolera de un año a otro y pasivos equivalentes a 1.5 veces los activos de la empresa. Hasta el último reporte financiero de Pemex, mientras Lozoya estaba al frente la empresa acumuló una pérdida de 352 mil millones de pesos, con un patrimonio negativo de 1.1 billones de pesos. Tan sólo en un año, la dirección de Pemex congeló un total de 11 mil 97 plazas y para 2016 presupuestó un recorte de 10 mil 630 puestos de trabajo más. El pasivo laboral de Pemex superó los 1.5 billones de pesos cuando Lozoya Austin dejó la dirección de la petrolera.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *