Del 4 de agosto de 2020 al 12 de enero de 2021,  Francisco Pelayo Covarrubias, precandidato del PAN y sobrino del exgobernador Marcos Covarrubias Villaseñor, gastó 43 mil 863 pesos para promover su figura antes y durante del proceso interno de ese partido político.

El político quien perdió la senaduría frente al actual coordinado de la defensa de la 4T, Víctor Castro Cosío, desapareció del espectro mediático por varios meses y resurgió respaldado por su tío con varios mensajes en redes sociales.

Con ayuda de la agencia Silent Mob con 15 años de experiencia, buscando posicionar su imagen a través de encuestas que son publicitadas, no sólo en el perfil oficial sino en otros espacios de medios de comunicación.

Silent Mob también fue contratada por el PAN y sus aliados que forman la Coalición “Orden y Desarrollo por Quintana Roo”. Incluso, el representante del PT presentó a la Unidad Técnica de Fiscalización de la Junta Local del Instituto Nacional Electoral (INE) por posibles infracciones a la normatividad electoral en materia de ingresos y gastos, sobre todo en el distrito 10 de esa entidad.

Bajo el documento INE/Q-COF-UTF/75/2019/QROO hablando sobre gastos no reportados a la autoridad electoral. En dicha resolución del Consejo General aparece la cantidad que Silent Mob, en su página 181, recibió un monto de $60,000.00 y $180,000.00; ¿cuánto pagará el equipo de Pelayo Covarrubias?

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *